viernes

Pantera



Pantera Negra
A mi derecha !
Concentro para transitar de la oscuridad a la luz.
Comparto tu  calma y todas tus habilidades para las cosas que suceden en mi vida
Inspírame guardiana del conocimiento y del poder!
Templada de Amor.
Acompáñame a  trascender   los pensamientos negativos viviendo con fe.
Guíame  para permanecer en calma .
Honro tu herencia espiritual y reconozco a que vine  a este mundo.
Con tu sigilo y elegancia , te siento!

Dana Fol Fol Tir

Septiembre 1 de 2017
Feley
144000

lunes

Ella, La Que Sana




Ella, La Que Sana es la Madre Tribal del Octavo Ciclo Lunar en Agosto y el la Guardiana de servir a la verdad. Ella, La Que Sana, sirve a los Hijos de la Tierra siendo la Guardiana de las Artes de Sanación, Madre de Todos Los Ritos de Paso, Guardiana de los Misterios de la Vida y la Muerte, y Cantante de las Canciones de Muerte. Es matrona, experta en hierbas, Mujer Medicina, sanadora espiritual, y maestra de los ciclos del Camino en la Tierra. Su color es el azul, representando intuición, verdad, agua y sentimientos.

Como Guardiana de las Plantas Medicinales y las Raíces, está íntimamente conectada con los Espíritus Planta que comprenden la Tribu de todas las cosas verdes y crecientes. Esta Tribu es llamada algunas veces como la Tribu Manto de la Tierra, porque juntos, Plantas y Árboles forman una cobertura que protege al suelo de la Madre Tierra de la erosión y conserva el equilibrio de los ciclos de regeneración. Ella, La Que Sana, es la Guardiana de todos los usos curativos de cada planta de la Tribu Manto de la Tierra. Conoce qué parte de cada planta utilizar en sus remedios sanadores tanto como y cuando tienen que recolectarse.

Como Guardiana de los Misterios de la Vida y la Muerte, ella da la bienvenida al mundo a los nuevos espíritus cuando toman su cuerpo humano. Cuando un Camino de la Tierra individual está completo, ella canta y acompaña a quienes Dejan Caer Sus Ropas, o mueren, al Mundo Espiritual. Sirve también a los Hijos de la Tierra cosiendo sus cortes, arreglando sus huesos, ayudando a nacer a sus bebés, y curando sus cuerpos y espíritus durante sus Caminos de la Tierra.

Ella, La Que Sana, es también la Guardiana de los ciclos de crecimiento de la Rueda Medicinal y de todos los Ritos de Paso. Nos enseña los pasos de la gestación, nacimiento, crecimiento, muerte y renacimiento. Nos muestra cómo gira la Gran Medicina de la Rueda de la Vida, cuando luchamos por vivir, cuando dejamos marchar, cuando permitimos a nuestros espíritus tomar decisiones, y cómo aceptar a la muerte como otro paso que nos conduce al renacimiento. Ella, La Que Sana, otorga a cada ser humano la habilidad de soltar el miedo a la muerte y aceptar el cambio como una nueva aventura de vida. Cuando la muerte es el final de una relación, el fin de un trabajo, o de la vida física, nos muestra cómo mirar a través de la ilusión de lo irreversible y celebrar cada giro del camino como otro paso que nos guía hacia la plenitud.

Esta Octava Madre Tribal es la encarnación del principio femenino que sirve a los Hijos de la Tierra desde la verdad, asistiéndoles en el proceso curativo de ser humanos. Ve sus Orendas o Esencias Espirituales durante sus vidas. Los ayuda a reconocer la Eterna Llama del Amor cuando cura sus formas físicas y continúan caminando la Tierra. Les muestra cómo saber cuándo sus misiones sobre la Tierra están completas y cuándo están listos para moverse y llegar a ser uno con el Orenda, preparándolos para renacer en el Mundo Espiritual. Su Historia Medicinal es una forma en la que podemos entender la vastedad de la sabiduría que libremente nos entrega a todos.


Texto: 13 Original Clan Mothers. Jamie Sams. 

miércoles

Gran Creador




Gran Creador, Tú nos formaste, Corazón del cielo,
Corazón de la Tierra:
Te damos gracias por habernos creado
...Dios del Trueno, Dios de la lluvia:

Desde la salida del sol buscamos la paz en el mundo entero.
Que haya libertad, tranquilidad, salud para todos
tus hijos que viven en el Este, donde el sol se levanta.
Te pedimos también, a la puesta del sol,
hacia el Oeste, que todo sufrimiento, toda pena,
todo rencor terminen, como el día termina.

Que tu luz ilumine los pensamientos,
las vidas de los que lloran, de los que sufren,
de los que están oprimidos, de los que no han oído.
Rogamos hacia el Sur,
donde el Corazón del Mar purifica toda corrupción,
enfermedad, pestilencia.

Danos fortaleza, para que nuestras voces
lleguen a tu corazón, a tus manos y a tus pies.
Nos postramos delante de Ti
con nuestras ofrendas, invocándote día y noche.

Rogamos hacia el Norte,
desde los cuatro puntos cardinales de este mundo,
confiando en que El Corazón del Viento
llevará hasta tus oídos la voz, el clamor de tus hijos.

Oh Gran Creador, Corazón del Cielo,
Corazón de la Tierra, nuestra madre:
Danos vida, mucha vida y una existencia útil,
para que nuestros pueblos encuentren
la paz en todas las naciones del mundo.
Oración Lakota